sábado, 25 de agosto de 2018

El equipaje de mano y la botella de ron

Cobrar (ilegalmente) hasta por respirar


Las asociaciones de consumidores ya han comentado que las nuevas normas de Ryanair son ilegales y contravienen la Ley de Navegación Aérea. Pero, ya que contraviene todas las leyes laborales, una más no le importa mucho a O'Leary entre la desidia de una Unión Europea que prefiere mirar siempre hacia otro lado, es decir hacia el bolsillo de los alemanes y la incompetencia eterna de los meridionales.

Los primeros 96 pagarán 6 euros por tener asiento y llevar un bulto en cabina. El resto, 8 euros por facturar y perder más de media hora en recogerla, si no se ha perdido.

Pero siempre hay otra posibilidad, no volar con aerolíneas piratas. Pero eso es pedir demasiado en los tiempos que corren. Como aquel podemita que predicaba el boicot a Coca Cola y se tomaba dos en el bar del Congreso.

Ron, ron, ron, la botella de ron.