jueves, 1 de octubre de 2015

BiciBad no. Lo siguiente

El desastre madrileño en dos ruedas


Bonopark es otra de las pesadas herencias de Botella en el ayuntamiento de Madrid que ha dejado de clavo a los madrileños, además de la basura y una lista infinita de disparates, sin olvidar los muertos del Madrid Arena.

El sistema es un desastre. Los GPS de las bicis nunca han funcionado porque simplemente tenían un pretendido efecto puramente disuasorio. Como si no existiesen.

Las cámaras de vídeo que iban a vigilar las estaciones no pueden hacerlo porque son ilegales. 

El sistema de anclajes falla más que una escopeta de feria. Los madrileños y otros que no lo son han vandalizado o robado casi 800 bicis que han aparecido en sitios tan pintorescos como Bucarest a precios de ganga.

Las reclamaciones tienen que hacerse vía 010 que cuesta su buen dinero al denunciante.

BiciBad ha denunciado los hechos ante el ayuntamiento y han sido recibido por la Concejal del asunto, Inés Sabanés de Equo, que fiel al estilo Ahora Madrid Quemedalarisa, ha tomado nota sin que parezca que vaya a hacer nada. El estado del sistema que recoge en tiempo real la cuenta @bicibad, es lamentable: a día de hoy hay 830 bicis rotas o inutilizadas, el 51%, con seis estaciones sin ningún vehículo. Y la situación empeora a las 8 de la mañana llegando al 20% de estaciones sin bicis.

De los carriles bici, mejor ni hablamos, pues todo lo que se dijo anteriormente, su trazado y proyectos, son pura mentira podrida y no parece que Ahora Madrid vaya a hacer algo al respecto. 

Al menos podría intentar que los ciclistas no invadan masivamente las aceras, sobre todo en determinados barrios. El peatón siempre el último en derechos.

Sólo falta que además contaminen, menos mal que no son Volswagen...