miércoles, 27 de febrero de 2013

De entre los muertos

Viajes Iberia resucita


Los bancos ya han bendecido la operación de Barceló, de quedarse con 155 de las 955 agencias de la marca Vibo (sin vivir en mi) y las marcas Viva Tours y Viajes Iberia. De hecho, Barceló parece estar firmando preacuerdos de contratos con ex trabajadores de Orizonia.

Recuperan así el nombre primigenio de la casa, Viajes Iberia, cambiado en Orizonia tras una costosísima operación de marketing que no sirvió para nada, excepto efectuar un serio y algo oscuro desembolso, y afrontar el ridículo y las chanzas generalizadas que el nuevo nombre provocó en el sector.

Por otra parte, Barceló, parece dispuesta a afrontar y gestionar cuatro millones de euros de depósitos efectuados por clientes con cargo a viajes que, eso sí, tendrían que comprar su viaje en las agencias propias.

Y Juan José Hidalgo, presidente de Globalia, ha rechazado las acusaciones de Carlyle de beneficiarse de la quiebra y ha culpado a Competencia del retraso en su dictamen, que ha hecho que 4000 trabajadores se queden en la calle, gracias a su lentitud, que al parecer sufrió un interesado empujón en los últimos días para que primara los inconvenientes y asustara a Globalia, haciéndole pensar que podría perder 60 millones de euros de los 140 que pensaba invertir en diversas fases hasta su culminación.

viernes, 22 de febrero de 2013

Capital pa mi, riesgo pa ti


El capital riesgo deja morir Orizonia

Nos acordamos de Santa Bárbara cuando truena. El grupo de capital riesgo Carlyle, que tiene un patrimonio inversor de cerca de 150.000 millones de dólares, sólo puso en efectivo 150 millones de euros cuando se hizo con Orizonia, por una cantidad que oscila entre los 800 y 900 millones que compraron a la familia Fluxá de Iberostar.

El resto del dinero lo pusieron los bancos prestando sobre los activos de la propia Orizonia. Los gringos de Carlyle se la prometían muy felices pensando en sacar el capital a bolsa, plantaear un OPV que valorara la compañía en mucho más de lo que vale, coger la pasta de los ingenuos inversores del free float de Bolsa y poner pies en polvorosa.

Pero como son precavidos, exigieron sí o sí, que todos los años Orizonia les garantizara 25 millones de euros en ingresos en concepto de management, es decir, más de un 15% de beneficio, libre de impuestos.

Cuando llegó la época de vacas flacas auspiciada por una política demencial de tirar los precios y crecer a toda costa, decidieron hacer caso a Woody Allen, (en la imagen), y dejaron caer los despojos de Orizonia en manos de quien fuera más "listo", esto es, Globalia se queda con Luabay, Barceló con Orbest y algo de Vibo, y la Nautalia de Lucas, el socio más listo de Marsans, que quiere quedarse también con algo de ese pecio. Previamente ya habían hecho "algo" de caja vendiendo las participaciones que tenían en Rumbo y Viajar.com,consiguiendo embolsarse una cantidad que rondaba los 50 millones de euros.

Y el muerto al hoyo, es decir, 3000 o 4000 trabajadores a la calle, los proveedores con las deudas, los viajeros sin depósitos ni viajes...

jueves, 21 de febrero de 2013

El pastel de Orizonia al descubierto


Un "competidor" pidió contundencia a Competencia

El caso Orizonia está lejos de finalizar. Ahora se descubre que según la propia Orizonia, la decisión de Competencia de pasar a la segunda fase el expediente de la compra por parte de Globalia, fue a raíz de una denuncia realizada "por un competidor", del que no han revelado el nombre.

Según informa Agenttravel, Grimalt, coordinador de USO, ha censurado la "falta de ética profesional absoluta" de Barceló porque los trabajadores de Vibo que se quedasen lo harían "sin antigüedad".

Precisamente el grupo Barceló ha cerrado la madrugada de este miércoles un preacuerdo para adquirir la filial portuguesa de Orbest (cuatro o cinco aviones) y 155 agencias de Vibo Viajes, muchas de ellas franquiciadas. Los trabajadores de Orizonia se integrarán en el grupo Barceló sin antigüedad ni otros derechos adquiridos. El acuerdo está sujeto a la aprobación de bancos y acreedores, según confirmó Orizonia en un comunicado

El grupo Barceló tiene un historial de errática deriva. Hace pocos meses suspendió anticipadamente su colaboración con las tiendas de National Geographic que han resultado un fracaso en todo el mundo.
Hace también un puñado de días fracasó su intento de compra de Orizonia, entre otras razones porque su máximo responsable, Gabriel Subías, fue presuntamente vetado por los acreedores de Orizonia, al haber sido anteriormente máximo ejecutivo de Orizonia de donde salió expulsado con cajas destempladas. Dulce debe ser el sabor de la venganza.

Centenares de clientes con depósitos pagados directamente a agencias del grupo, fundamentalmente Vibo,  -que antes de adoptar el ridículo nombre en una costosísima operación de marketing, se llamaban Viajes Iberia-, se quedarán sin su dinero y sin su viaje ante la falta de legislación al respecto. La denunciada ausencia de medidas de caución por parte del gobierno de turno hace que una vez más, tras Air Madrid, Spanair, Marsans..., los consumidores se vean desamparados, defraudados y absolutamente indefensos.

El culebrón continuará...

miércoles, 20 de febrero de 2013

Regreso al pasado

El emisor, un espejismo de libro

El cierre de Orizonia junto con las últimas defunciones, Talonotel, Happy Cruises, Nobeltours, Travelider, Marsans, Spanair, Terminal A, no hace más que atestiguar que las aguas del turismo emisor vuelven a los cauces de antes de la burbuja inmobiliaria, que propició el espejismo de que al fin los españoles iban a viajar como sus pares europeos.

Eran los felices tiempos de "me voy de viaje este fin de semana, aunque no sé dónde" y de las bolsas de plástico llenas de billetes de alta denominación. Corría el 2007.

Hoy, tras la desastrosa campaña del 2012 coronada por la navidad más ceniza de la historia reciente del país, el gasto patrio en el extranjero vuelve a los niveles de 2005, antes de que la burbuja comenzara a inflarse. Ver el gráfico (en la imagen, pinchar para ampliar) elaborado por Hosteltur con datos del Banco de España.

Y si primero quebraron las agencias de viaje, que llegaron a proliferar como los champiñones, con más de 12000 en todo el territorio y hoy no llegan a las 8000, lógicamente el derrumbe acabó alcanzando a los "gigantes" con más músculo financiero, o con más capacidad de enmascarar la crisis, con sus pies de barro, o de Diaz Ferrán.

Algunos sitúan el final del túnel en el último trimestre de 2013. Otros lo fían tres años más tarde. El caso es que nunca se repetirá la situación que se vivió en los locos años de la burbuja, los años en que se vendió peligrosamente...

Orizonia mutis


Reparto de la herencia con el cadáver caliente

Mientras los trabajadores reciben la noticia de que sólo quedarán 800 y sin ningún derecho, incluida la antigüedad, se empieza a repartir los bienes del pecio Orizonia.

Luabay para Globalia, que se lo había ya quedado como prenda del préstamo efectuado cuando alardeó de comprar Orizonia.

Parte de Orbest y parte de Vibo se lo quedará otra empresa, presumiblemente Barceló. Ahí se quedan los 800 trabajadores, sin antigüedad, por supuesto.

Y Carrefour, que anda loca por conseguir franquiciados, sin mucho éxito, por cierto, se ha tirado en plancha sobre lo que quedaría de la red Vibo, ofreciéndoles sus servicios e "invitándoles" a que entren en su red.

Mientras, el otro Soria, en un alarde de hiperactividad intelectual ha manifestado  que el cierre de Orizonia es "una muy mala noticia", porque "era un empresa muy importante". 

Sin comentarios...

Y por cierto, ¿qué será del inefable Antonio Peregrín, ex fundador y enterrador de Nobel reciclado en Orizonia hace menos de un año? ¿Se quedará en el grupo de los 800? ¿O irá a enterrar otra empresa del sector? Da un poco de yuyu...

martes, 19 de febrero de 2013

Orizonia se vende al corte

Barceló al acecho, ERE para 4000 trabajadores


Quizá porque se temían que (In) Competencia no iba a autorizar la la compra del grupo por parte de Globalia, sobre todo por la agrupación de mayoristas, Orizonia, es decir, Carlyle y Vista Capital, van a intentar vender la compañía en trozos, a cala y cata como los melones. 

Las que más posibilidades tienen de acabar en manos de Barceló son la cadena de agencias Vibo (antes Viajes Iberia), unas 700 en todo el país, y la aérea Orbest.

El aldabonazo lo dio ayer lunes día 18, IATA cuando retiró la licencia a las agencias Vibo por impago de los 15 millones de euros del BSP correspondientes al mes de enero. Desde el viernes, las minoristas del grupo y las páginas web no tenían servicio de reservas.

Los paganos serán los habituales: unos 4000 trabajadores, que se aprestan a recibir hostilmente el ERE de extinción, algunos proveedores poco cautos, sobre todo hoteleros, y por supuesto, los viajeros, a los que Duato, en la foto, ya ha advertido que se van a quedar sin el anticipo y sin el viaje, claro está. ¿Hasta cuándo los clientes, a los que se obliga a satisfacer un depósito en concepto de reserva del viaje, van a seguir pagando la incompetencia y el chanchulleo ajeno, sin ningún tipo de caución? No debería la administración, el otro Soria, hacer algo al respecto? 

Como se esperan nuevos movimientos y nuevos cambios de última hora el culebrón Orizonia, continuará...

domingo, 17 de febrero de 2013

Orizonia echa el freno


La ceremonia de la colusión

El proceso de venta (o cierre) de Orizonia sirve de perfecto espejo de la incompetencia, chanchulleo y marrullerías que presiden la vida económica y política de este país.

Hoy lunes 18 de febrero la situación parece presidida por la lentitud (¿interesada?) de Competencia de retrasar su dictamen sobre la posible compra de Orizonia por Globalia.

 El Ministerio del especialmente inepto ministro Soria, -auténtica bestia negra del turismo emisor español-, no parece querer forzar a la CNC a ser claro, ágil y resolutivo para que, cumpliendo con su cometido, pueda despejar el horizonte de los 5000 puestos de trabajo comprometidos en Orizonia. Pudiera ser que Competencia esté dedicando todos sus magros recursos a evaluar a los grupos de gestión que sostienen a las tambaleantes agencias independientes y tratar de ponerles palos entre las ruedas. Así los españoles no viajarían "tanto" al extranjero y volverían a abarrotar Benidorm como parece ser el deseo de Soria.

Tan exasperante lentitud ha conseguido que Globalia (¿interesadamente?) reconsidere su interés en la compra de su antiguo competidor. Al menos ya ha conseguido espantar a Barceló, el otro posible interesado.

Orizonia ha tenido que mover ficha (¿interesadamente?) y ha suspedido pagos preventivamente, afectando la suspensión a su aerolínea Orbest y a su mayorista Solplan.

Y, como ya viene siendo tradición, los pasajeros que han comprado sus billetes y viajes combinados, volverán a ser rehenes de la chusca industria turística patria. Y los trabajadores afectados del sector, claro, que ya se ven en la calle. Debe ser la marca España...


 17. febrero de 2013 Orbest suspende vuelos

La maniobra defensiva de Orizonia, la suspensión de pagos cautelar para evitar el acoso de los acreedores, ha afectado de lleno a Orbest, su aerolínea

Se están produciendo cancelaciones de vuelos en República Dominicana y Cancún, atendiendo hasta ahora Air Europa, aerolínea de su comprador, Globalia, a los afectados.

También se ha procedido a la cancelación de todas las reservas de paquetes realizadas a través de sus seis agencias, Iberojet, Solplan, Viva Tours, Orizonia Life, Condor Orizonia y Kirunna.

Precisamente ha sido el movimiento de última hora de Competencia, que ha puesto la operación en entredicho, quien ha precipitado el nervioso movimiento de Orizonia, temerosa de que todo se vaya al traste.

viernes, 15 de febrero de 2013

El modelo crucerista hace aguas

Los mega barcos dinosaurios condenados a desaparecer

Primero fue la descacharrante (excepto para los muertos y heridos) historia del Costa Concordia que puso de manifiesto que esos gigantescas moles de varios pisos de altitud eran un peligro ambulante condenado por la estrategia carnavalera de acercarse a la costa con sus inestables superestructuras, comandadas por personajes más propios de una película de Vittorio De Sica.

Hace apenas unos días, y a raíz de las nuevas obligaciones de realizar simulacros a bordo, nacidas precisamente del naufragio de Costa Concordia, morían cinco tripulantes de otro mega barco, el Thomson Majesty , al intentar descolgar un bote salvavidas en puerto en Las Palmas.

Y ahora uno de esos barcos geriátricos que surcan el Golfo de México, el Triumph, ha sufrido una avería en las máquinas que ha dejado a sus 4000 pasajeros sin motores, aire acondicionado, comida caliente, sanitarios, y estabilizadores, a remolque cuatro días, hasta llegar a Mobile, Alabama, Sweet Home Alabama. Allí han desembarcado tripulación y pasaje, hambrientos y apestados, moviéndose entre torrentes de vómitos, aguas fecales y Coca Colas calientes. Ver las fotos.

¿Qué hará falta para que los grandes operadores turísticos cruceristas rectifiquen sus políticas y cambien el modelo?



jueves, 14 de febrero de 2013

Glorizonia y las dos varas de medir


(In) Competencia, el duopolio y las independientes

Hosteltur reflexiona en un post de José Manuel de la Rosa sobre las extrañas y manifiestamente desequilibradas acciones de la Comisión Nacional de la Competencia respecto a la compra de Orizonia por parte de Globalia y sus acciones punitivas contra los Grupos de Gestión.



  • 15 febrero 2013. Encrucijada (vertical-horizontal)  para Glorizonia


  • La comisión Nacional de la Competencia ha publicado una nota para que los posibles afectados por la operación de compra y fusión de los dos grandes puedan efectuar sus alegaciones. También aprecia posibles efectos "verticales y horizontales" que afectan a su actividad.

    La nota completa



  • 15 febrero 2013. 
  • Última hora: Orizonia suspende pagos

    En realidad la operación de suspensión de pagos, presentada hoy ante un juzgado de Palma, supone una operación de protección ante las discrepancias que la Comisión Nacional de la Competencia ha hecho públicas sobre la operación de compra por parte de Globalia y tiene el objetivo de mantener la compañía operativa.

    La deuda de Orizonia con los bancos asciende a más de 600 millones de euros sobre la que Juan José Hidalgo, presidente de Globalia, pactó una quita del 87%. Ahora amenaza con retirarse y dejar caer Orizonia si Competencia hace inviable la operación. Ya había adelantado 15 millones de los 60 que garantizó a la firma de la misma.

    miércoles, 6 de febrero de 2013

    (In)Competencia contra las independientes

    Expediente contra los grupos de agencias, silencio sobre los oligopolios

    Mientras mantiene un espeso y clamoroso silencio sobre la operación de crear un oligopolio Orizonia-Globalia, que podría representar el 25% del mercado, la Comisión Nacional de la (In)Competencia ha abierto expediente sancionador a los grupos de gestion como Airmet, Avantours, Cybas, Edenia, Grupo Europa Viajes, Gea, Ret, Star, Over, Unida, y la Asociación de Grupos comerciales (Agrupa), por posibles prácticas restrictivas de la competencia y por posibles infracciones como fijación de precios, de condiciones comerciales, reparto de mercado y limitación de la distribución minorista de viajes y paquetes turísticos.

    La multa podría llegar al 10% de la facturación del ejercicio anterior y supone un golpe formidable contra las pequeñas agencias independientes, que todavía hoy se mantienen fuera de las redes de los grandes conglomerados, precisamente, Globalia Halcón, Orizonia-Vibo, Barceló, Eroski, Carrefour, etc.


    Pullmantur lastra Royal Caribbean con 306 kilos


    Provisiones contra la crisis

    El gigante de los cruceros, Royal Caribbean ha tenido que provisionar 306 millones de euros para cubrir el rápido deterioro de las cuentas de su filial española, Pullmantur, lo que ha provocado que sus ganancias caigan un 97% respecto al año 2011.

    La crisis española es la responsable del deterioro de las cuentas de la naviera, aunque tampoco ha sido ajeno el naufragio del Costa Corcordia, llevado a cabo por Francesco Schettino, conocido como el capitán Mamma Mía.

    Royal Caribbean pagó al Grupo Marsans 700 millones, incluida su deuda, por Pullmantur en 2006.

    Jose María Lucas, antiguo dirigente de Marsans, fundó el grupo Nautalia que en la actualidad tiene importantes vínculos con Pullmantur y su matriz, Royal Caribbean.