martes, 27 de noviembre de 2012

Mal futuro en el Orizonte


Carlyle abandona Orizonia

El accionista de referencia del grupo Orizonia abandona el barco. El fondo de inversión Carlyle tenia el 56% y la intención de salir a bolsa para rentabilizar su inversión. Ahora se va con el rabo entre las piernas y consigue pasar la patata caliente a Barceló que aprovecha para pagar presumiblemente un bajo precio y sanear drásticamente ambas compañías con el socorrido recurso de la crisis. Si el ReCorte Inglés ha conseguido un ERE después de sus ingentes beneficios, qué no conseguirá Barcelo con el pecio de Orizonia.

Al final de la interminable crisis como en Los Inmortales, sólo quedará uno... o ninguno vibo. Y Gabriel Subias, ex Orizonia y hoy Barceló, vuelve a casa por Navidad.