martes, 13 de noviembre de 2012

Iberia a por todas (y todos)


La aerolínea llama a un ERE brutal

La que fuera aerolínea de bandera española abre las puertas a uno de los mayores ERE de la historia del país, cuyo significado sólo empalidece ante el que ha propuesto Viajes El Corte Inglés al calor de sus abultados beneficios.

Así, Iberia, aprovechando la reforma laboral del PP, pretende despedir a 4500 trabajadores, el 22% de la plantilla, bajar los sueldos de los pilotos y resto del personal terrícola, excepto sus directivos, comprar Vueling y desaparecer diluyéndose como un azucarillo en brazos de su madre British Airways.

Para ello se apoya, sin nombrarlo, en su calamitosa gestión, que la ha llevado a perder 1,7 millones de euros al día, lastrada ademas por un modelo que parece insostenible al calor de los cambios del nuevo milenio.  Iberia pierde 262 millones de euros y British gana 285 en el mismo periodo.

Los sindicatos claman contra las medidas, los pilotos del SEPLA aúllan contra las mismas.

Y mientras, su presidente, -en la foto-, cuida su imagen y tensa su gomina y su mirada retrechera...