lunes, 27 de febrero de 2012

España, más que mercado, mercadillo

Una oferta todo a cien

Las aerolíneas extranjeras, las de verdad, nos ven tras el derrumbe de Spanair, como un mercado de todo a cien, low cost en inglés que queda más fino.

Así se ha expresado Thierry de Bailleul, director general de Air France-KLM en España que afirma que el elevado crecimiento de las compañías de bajo coste se debe principalmente a la política de distribución de las subvenciones en España al tiempo que abogaba por unas tasas aeroportuarias menos altas, excepto las del aeropuerto de Castellón, que, claro, son ahora de lo más adecuadas.

Por su parte, el director general de Lufthansa para España y Portugal, Stephan Semsch, explica que en “España el 60% de las operaciones de los aeropuertos proviene de las compañías de bajo coste, esto demuestra que el país se está convirtiendo en un mercado low cost”. El responsable de la compañía también se muestra contrario a “las subvenciones que reciben estas aerolíneas”.

Y algo muy parecido sostienen Rocío Blázquez de Aeroméxico y Pablo Ayala Massa de Lan.

Ya solo falta el paraíso mafiosillo que quiere montar el gringo de tupido bisoñe Sheldon Adelson (en la foto) en Madrid al margen de las leyes, para solaz de un turismo cada día más cutre. Un sitio excelente, por otra parte, para la próxima Jornada Mundial de la Juventud.
Ora pro Nobis